El sueño de la Diosa Epona


El Unicornio es uno de los seres más extraordinarios de toda la mitología. Se dice que la Diosa Epona, la Diosa Celta de los bosques, los creó por medio de un sueño, una noche de Luna llena, para que con su único cuerno torneado, pudieran acaparar los rayos lunares y iluminar el paso de las manadas de caballos por los bosques espesos. Se dice de ellos que son seres solitarios porque fueron creados por una Diosa con el fin de ayudar al resto de los seres vivos, iluminando con su resplandor los caminos y los senderos de los bosques. Por ésto también son puros de corazón y bondadosos.

Es lógico, entonces, que únicamente las gentes nobles y de buenos sentimientos puedan llegar a acariciarlos, si alguna noche se los encuentran iluminando algún espacio en medio de las arboledas.
Se dice que les atrae enormemente la belleza y el amor y que son grandes aliados de los seres que aman la naturaleza y de los enamorados

Pero sobre todo el Unicornio es un símbolo. Representan la fuerza, la libertad, la imaginación, las ilusiones y los sueños… porque ellos fueron creados por el sueño de una Diosa.

© Morgana Barcelona